Remedios caseros para mejorar la memoria

Con estos remedios caseros que vamos a presentar a continuación conseguiremos mejorar la memoria de forma paulatina pero considerable, por lo que os aconsejamos que sigáis los pasos que vamos a detallar.

mejorar la memoria

Los problemas de memoria

A todos nos ha ocurrido en alguna ocasión que sentimos que tenemos algunos problemas de memoria, y esto muchas veces se debe a la carencia de algunos determinados nutrientes o inclusive a un mayor estrés que estamos sufriendo en un momento concreto.

Por esa razón, es importante cuidar nuestra alimentación y consumir los ingredientes perfectos que nos ayudarán a mejorar la memoria.

Los ingredientes para mejorar la memoria

Existen muchos alimentos para mejorar la memoria, y entre ellos por supuesto destacamos algunos como el té verde, la salvia, el romero, el ginseng, la soja y el jengibre.

Adicionalmente, también encontramos los rabillos de pasas, los cuales se utilizaban hace muchos años con este cometido, ya que se pudo comprobar su eficacia (no se trata tan sólo de un dicho popular).

Si introducimos todos estos alimentos en nuestra dieta veremos que conseguiremos mejorar la memoria de forma considerable, y por supuesto también tenemos que dejar de lado el estrés y dejar de fumar así como de beber alcohol o consumir un exceso de grasas y sales.

COMO MEJORAR LA MEMORIA

Consejos para mejorar la memoria

La memoria es el proceso en el que se establecen conexiones en el cerebro para crear redes neuronales que permiten compilar, almacenar y evocar situaciones del pasado. Este fenómeno suele clasificarse dependiendo de la antigüedad de los hechos recordados, siendo la memoria a corto plazo, memoria a mediano plazo y memoria a largo plazo.

 

MEJORAR LA MEMORIA
MEJORAR LA MEMORIA

Se sabe que dicho proceso tiene raíz a partir del conocimiento empírico, es decir, a través del aprendizaje, donde se toman datos cotidianos que más tarde suelen interpretarse nuevamente para llevar a cabo tareas de la vida diaria. No está de más recordar que el cerebro toma un papel esencial en el proceso de la memoria, y que debido a ello, esta puede mejorarse realizando una serie de ejercicios que el científico estadounidense Larry Katz denominó como “gimnasia neuróbica”, en donde el cerebro se pone a prueba realizando actividades cotidianas de forma inversa. Los ejercicios neuróbicos surgen a partir de la idea de que el cerebro, como todas las partes del cuerpo, debe ser ejercitado. Son uno de los consejos para mantener la memoria más realizados.

Algunos ejercicios publicados por Katz para mejorar la memoria son:

  • Observar fotografías en cualquier medio impreso o digital. A partir de ella, nombrar 25 adjetivos que describan la toma fotografiada. De igual forma, se recomienda dichos aspectos del entorno a los que nunca se les había prestado atención.
  • Y hablando de observación, Katz también sugiere que al entrar a lugares concurridos se trate de hacer un cálculo mental de cuántas personas están del lado derecho y cuántas del lado izquierdo de la sala. También es importante prestar atención a la decoración interior y tratar de recordar todos o al menos, la mayoría de los elementos uno a uno.
  • Utilizar un cronómetro al intentar armar un rompecabezas y registrar los tiempos para ver los progresos en la mejora de velocidad.
  • Utilizar el reloj de pulso en la mano derecha. También se puede colocar frente al espejo con un reloj de pared e intentar decir la hora.
  • Utilizar la mano contraria a la que generalmente se usa (la izquierda para los diestros y la derecha para los zurdos) a la hora de realizar actividades como escribir (solo como práctica de tiempo libre), cepillarse los dientes o peinarse. También se puede utilizar el mouse de la computadora del otro extremo.
  • Caminar de espaldas por toda la casa o bien con los ojos cerrados. De igual forma, este último método puede emplearse a la hora de vestirse.
  • A la hora de comer, ya sea en casa o fuera de ella, intentar identificar los ingredientes de la comida mediante el paladar.
  • Recopilar frases de libros, historietas o escritos digitales y a partir de las palabras incluidas, tratar de formar nuevas frases con las mismas.
  • Durante la noche, tratar de enlistar los sucesos ocurridos de los cuáles se ha enterado al escuchar las noticias en la radio o la televisión durante la mañana.
  • Leer el diccionario para conocer palabras nuevas y aprender su significado (tratar de usarlas en la vida diaria). A partir de ellas, pensar en otras palabras que comiencen con la misma letra.
  • Memorizar notas o listas como la del supermercado.